Libros, cine, aplicaciones

Miren que me gusta Shrek. Me gustó el álbum en el que se inspira, de William Steig:

Me gustaron las películas; si no todas, casi todas. Incluso el toque comercial de los argumentos me parece bien llevado. Creo que es un personaje potente, que gusta a adultos y niños, y que en su momento sirvió para que mecanismos como la ruptura de las convenciones sobre cuentos de hadas, la ironía o la subversión ante las obras canónicas para niños llegasen a más gente.

Ahora bien, decidieron hacer un álbum, el “álbum de la película”. Ya imaginan lo que eso significa. Y lo mismo han hecho con la aplicación: una selección de capturas de pantalla de Shrek 3 a las que se añade un texto en absoluto literario que consiste en un resumen de la película (un resumen de esos que haríamos en el colegio para que el profesor compruebe si nos hemos leído el libro, aunque no hayamos entendido nada) y, por aquello de que tiene que ser interactivo, unos cuantos ruidos de grito de ogro y algunos diálogos de los personajes.

No hay ritmo, no hay tensión narrativa ni caracterización de los personajes. No hay una interactividad que ayude a la historia a desarrollarse o a comprenderse mejor. En fin, supongo que estas producciones cumplirán otro tipo de funciones de las que no soy yo público objetivo, simplemente cuidémonos de decir que porque lleve letras esto es literatura.

Deje un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s